Hay ocasiones en que nuestra propia ignorancia sobre los productos que compramos nos juega una mala pasada, y otras en que los fabricantes aprovechan las circunstancias para vender «gato por liebre», como a veces pasa con el aceite de oliva.

«El fraude en el mercado del aceite de oliva ha estado presente por mucho tiempo», le dice a la BBC Susan Testa, directora de innovación culinaria de la productora italiana Bellucci.

Para detectar si el aceite de oliva que compras es genuino, Susana Romera, directora técnica de la Escuela Superior del Aceite de Oliva en España, te da cinco recomendaciones que pueden ser útiles al momento de escoger un producto: 1.- Comprueba que el aceite de oliva que vas a comprar tenga apellidos «virgen» o «extra». 2.-Busca en la etiqueta la fecha en que se cosecharon las aceitunas. 3.-Busca en la botella con qué tipo de aceitunas fue hecho el aceite. 4.- El precio del aceite de oliva virgen o extra debe tener un nivel razonable. Si es demasiado bajo, no hay que fiarse demasiado. 5.- El aceite de oliva virgen o extra auténtico, debe tener aromas que recuerden a la naturaleza, como a fruta, a hierba, a césped, a flores.

A %d blogueros les gusta esto: